¿Por qué no recibo toda la información que quiero de mis Registros Akáshicos?

Los Registros Akáshicos respetan siempre nuestro libre albedrío, aunque en esta vida decidamos ir en dirección contraria a la que había elegido el alma, por eso es esencial conocer esa elección, para encontrar el propósito en la vida, resolver apegos, patrones repetitivos y conflictos personales innecesarios; liberar bloqueos, ataduras, y/o problemas familiares, que van a darnos una comprensión de los sinsabores de la vida, para entenderlos como lecciones imprescindibles en la construcción del Ser, y mutar las dificultades en fortalezas, para dejar de sentirnos víctimas y florecer a la energía poderosa de nuestra verdadera esencia.

Los Guías Espirituales, Ángeles Guardianes y el Yo Superior, tienen un conocimiento de la totalidad de la evolución particular de cada alma y permitirán que se conozca lo que contribuye con ella. En algunas ocasiones no dejarán que se conozcan detalles para los que no se está preparado, por ser necesario el cumplimiento de etapas anteriores para que el proceso no sea forzado, lo que afectaría otros adelantos.

Nada ocurre por casualidad: cada encuentro, cada relación y cada vivencia, siempre da señales de lo que elegimos para aprender y experimentar. Si no las entendemos, las lecciones se repiten incansablemente, según el plan, hasta cumplir su finalidad.

La sanación por medio de los Registros Akáshicos, genera una dispensa kármica para el bien mayor y superior del consultante y del círculo de otras almas incluidas, que se benefician en su propio crecimiento de conciencia, por esa razón, en ocasiones, la información se da en el momento en que va a generar mayor beneficio, no necesariamente cuando se pide.

La decisión de crecer es parte del libre albedrío y se ejerce en el momento en que así se quiera.



Pide una cita de lectura y sanación con los Registros Akáshicos:

Anuncios